Cultura de Tayikistán

Cultura de TayikistánEmpecemos con el hecho de que los tayikos son una nación muy antigua. Por lo tanto, la cultura de este pueblo es bastante única y se origina en algún lugar de extrema antigüedad. Los tayikos han logrado preservar las tradiciones y costumbres del pueblo que son la base de la vida cultural de la nación.

Las estructuras de culto y los hallazgos arqueológicos que atestiguan un próspero desarrollo cultural están relacionados con los siglos VI-V a.C., entre ellos se encuentran objetos de metal, piedra y terracota.

Durante las excavaciones arqueológicas cerca de la ciudad de Panjakent (Penjikent) se encontraron estructuras de vivienda y culto, hermosas pinturas monumentales, esculturas relacionadas con los siglos VII - VIII.

¡Y qué magníficas muestras de arquitectura son las antiguas mezquitas! Sus pinturas murales pueden ser consideradas como auténticas obras de arte.

Los tayikos siempre aspiraron al conocimiento del mundo. Y esto se refleja en su ciencia, literatura, arte. Los tayikos son especialmente protectores en relación con su lengua materna. Durante milenios la han preservado cuidadosamente, pasándola de generación en generación, como una especie de reliquia, tratando de no distorsionarla tomando prestado algo extranjero. Los conquistadores árabes prácticamente destruyeron la lengua original de los tayikos - el dari. Sin embargo, los tayikos lograron devolverle su esplendor original. La lengua volvió a sonar en las obras maestras de los clásicos tayikos: ficción, canciones, tratados científicos, etc.
Todo esto demuestra que los tayikos siempre han tenido una actitud especial hacia la cultura de Tayikistán, las artes, la belleza, la estética y la gracia. Siempre han sido una nación educada con su peculiar visión del mundo.

Pero el punto álgido del desarrollo cultural de los tayikos se produjo durante el período de gobierno de los Samánidas (Samaníes) (874-1005 d.C.), especialmente bajo el gobierno de Ismail Samani. Fue la época en que prosperaron la ciencia, la literatura, la astronomía, las matemáticas, las ciencias naturales y la filosofía. Ismail Samani, al ser una de las personas más cultas, creó condiciones favorables para el auge cultural. Esta época se sigue llamando "la edad de oro de la civilización tayika". En la corte de Ismail Samani se reunieron los mejores científicos, escritores, filósofos, poetas, astrónomos, pintores, alquimistas. Las puertas del palacio estaban siempre abiertas para los visitantes que traían noticias de los últimos desarrollos de la cultura mundial.

Los nombres de talentos como Ibn-Sino, Abu-Raikhan-Berunii, Al-Khorezmii, Imom Termezii, Farabi, Rudakii, Firdausi, Saadi y Omar Khayyam son conocidos en todo el mundo. De hecho, vivieron y crearon en el territorio de la moderna Tayikistán y Uzbekistán.

Cultura de Tayikistán

Los tayikos tratan con respeto la época en que se formó la nación tayika con su idioma, territorio y cultura comunes.

En 1999 la celebración del centenario de la Dinastía Samaní se convirtió en un grandioso festival para todo el país. Las celebraciones, los simposios y las conferencias internacionales tuvieron lugar no sólo en Tayikistán sino también en muchas ciudades del mundo.

Dushanbé es, en muchos aspectos, la capital cultural de la República. Allí se celebran varios festivales internacionales de arte, música, danza, cine, folclore y muchos otros.

La vida cultural moderna de Tayikistán no puede describirse sin el Teatro Estatal de Ópera y Ballet que lleva el nombre de Aini, el Teatro Dramático Tayiko que lleva el nombre de Lakhuti, el Teatro Dramático Ruso, la Academia de Ciencias, las universidades estatales, los museos históricos, los museos de bellas artes, los jardines botánicos y otras instituciones culturales.