Fortaleza de Hisor (Hissar)

Fortaleza de Hisor - Palacio de Beck (Bek) del Emirato de Bujará (Gobernador)

La Fortaleza de Hisor (Hissar, Gissar, Gisor) solía ser un palacio de uno de los becks (beks) del Emirato de Bujará (Bukhara). La fortaleza con muros de un metro y troneras para armas y cañones, se elevaba en la ladera de una alta colina y estaba minuciosamente custodiada. Dentro había una piscina y un jardín. Frente a la fortaleza había una ruidosa plaza de mercado con un caravanserai (caravasar) y una variedad de tiendas.

Grandes escaleras y terrazas forradas de ladrillos conducían a la entrada principal. Desafortunadamente no han sobrevivido. Tampoco lo ha hecho todo el edificio del palacio. La única parte que queda es una puerta monumental hecha de ladrillos quemados con dos torres cilíndricas con el arco en forma de flecha entre ellas; así fue como se construyeron la mayoría de las puertas de Bujará en los siglos XVIII-XIX. Pero incluso este fragmento se ve majestuoso e impresionante.

Fortaleza de Hisor
Fortaleza de Hisor
Fortaleza de Hisor

Hay muchas leyendas relacionadas con la fortaleza que son respaldadas por los residentes locales. En una de ellas se cuenta que la fortaleza fue construida por Afrosiab con el propósito de protegerse de los ejércitos de Rustam (ambos son héroes notorios del "Shakhname" de Firdousi). Según otra leyenda, el justo califa Alí llegó a estos lugares en su caballo Duhl-Duhl para predicar el Islam y acampó en una montaña que hoy se llama Роi-Duhl-Duhl (al oeste de Hisor). Disfrazado como un acróbata equilibrista se dirigió de la montaña a la fortaleza. Alguien lo reconoció allí, así que fue capturado y encarcelado. Pero su noble corcel le trajo la espada de Zulfikar. Con la ayuda de la espada se las arregló para derrotar a todos sus enemigos, incluyendo al malvado mago que poseía la fortaleza en ese momento. Dos enormes plataneros orientales (chinaras) de 500 a 700 años de edad se encuentran cerca de la fortaleza.

Sitios de Interés