Panjakent, Tayikistán

Panjakent, Tayikistán

La ciudad de Panjakent ("cinco aldeas") está situada en la zona de Juyand (Khujand) de Tayikistán en un pintoresco valle del río Zeravshan (Zarafshán). Es muy posible que los cinco pueblos iniciaran la historia de esta notable ciudad que se originó en los siglos V-VIII DC. El Panjakent (también Panyakent, Penjikent) de la época era uno de los centros culturales y artesanales más importantes de Sogdiana (Sughd, Sogd). Incluso fue llamado la "Pompeya de Asia Central". Era una ciudad magníficamente fortificada y bien organizada, con un palacio del gobernante, dos templos, mercados, ricas viviendas decoradas con numerosas pinturas, estatuas de madera y arcilla de los antiguos dioses.

Panjakent, Tayikistán
Panjakent, Tayikistán
Panjakent, Tayikistán

Panjakent era la última ciudad en el camino desde Samarcanda en las Montañas de Kukhistan. Era un lugar muy favorable ya que ninguna caravana o persona que saliera de las montañas o regresara a Samarcanda podía eludir Panjakent. La ciudad fue destruida por los árabes en el siglo VIII (la batalla clave tuvo lugar en el Monte Mug). Las ruinas de esta antigua ciudad fueron encontradas sólo en el siglo pasado. Hoy en día los turistas pueden ver los restos de casas de vivienda y edificios de oficinas, la ciudadela con el palacio, la casa de los artesanos, y la iglesia de los adoradores del fuego.

Panjakent, Tayikistán
Panjakent, Tayikistán
Panjakent, Tayikistán

Lugares de Interés en Panjakent:

En las afueras de Panjakent se puede encontrar un "pedazo" del pasado: un asentamiento antiguo con la ciudadela medieval rodeada de viviendas y edificios públicos, algunos de los cuales todavía tienen pinturas murales. Cerca de allí hay una necrópolis. Las figuras de arcilla y madera encontradas durante las excavaciones se conservan en el Museo Nacional Rudaki de Historia y Tradición Local. El lugar de excavación se ha convertido en la reserva conmemorativa.

No muy lejos de Panjakent, en el Monte Mug, se encontró el archivo de documentos pertenecientes a un gobernante de Panjakent, escritos en lengua Sogdiana. La interpretación de estos documentos ofrece la posibilidad de juzgar sobre la vida social, económica y política de la población de Asia Central en el siglo VIII.