Bishkek - Capital de Kirguistán

Bishkek, Kirguistán

Reseña de Bishkek

Bishkek es la capital de Kirguistán, y tiene una población de aproximadamente un millón de personas. Bishkek está situada en el Valle del Chuy, en el extremo norte de la cordillera kirguisa Ala-Too, a unos 800 m (2.625 pies) sobre el nivel del mar.

La primera mención de Bishkek fue la fortaleza de Pishpek, construida en 1825 por el Kanato de Kokand. Pishpek fue construida para proteger las rutas de caravanas que transportaban mercancías entre Tashkent y el lago Issyk-Kul, a través del Valle de Chuy. Después de una batalla entre las tropas imperiales rusas y el Kanato de Kokand en 1860, la fortaleza fue destruida y la zona se convirtió en frontera del Imperio Ruso. En 1897, la población de Pishpek era de un total de 6.600 personas, y en lugar de ser una ciudad, era más bien un pueblo polvoriento de casas de barro.

Bajo el dominio soviético, la ciudad se desarrolló rápidamente. En 1925 Pishpek se convirtió en la capital de la Región Autónoma de Kara-Kirguiz, precursora del actual Kirguistán. En 1926 Pishpek se convirtió en Frunze, llamado así en honor al líder revolucionario y militar Mijaíl Frunze, nacido allí. Frunze todavía se puede ver en el código del aeropuerto de la ciudad - FRU. En 1991, la ciudad fue renombrada una vez más, a Bishkek. Según los expertos, "bishkek" es el palo utilizado para batir la leche de yegua para la tradicional bebida fermentada, kumis.

Hoy en día, Bishkek es una de las principales ciudades de Asia Central y es la ciudad más grande de Kirguistán. La población supera el millón de habitantes, con más de 80 nacionalidades representadas. El idioma principal de comunicación internacional es el ruso, pero el kirguís y el inglés están muy extendidos.

Plaza de la Independencia, Bishkek, Kirguistán
Kyrgyz yurt
Plaza Ala-Too, Bishkek

Reseñas de los Lugares de Interés

Hay varios museos importantes en Bishkek, los más interesantes son el Museo Histórico, el Museo de Bellas Artes y el Museo de la Casa de Frunze. Vea las representaciones del Teatro de Ópera y Ballet, los Teatros Dramáticos Ruso y Kirguís, el Teatro Dramático de Bishkek y la Filarmónica Estatal. También hay una serie de lugares donde tocan los músicos pop, así como exposiciones de arte, festivales de música y un montón de eventos interesantes.

Hay muchos lugares que muestran la historia única de Bishkek. En el centro de la ciudad hay varios monumentos de arquitectura soviética, como la Plaza Ala-Too, el Museo Histórico, la Filarmónica, y varios monumentos, como el Monumento a los Guardias Rojos y el Monumento a los Mártires de la Revolución. Eche un vistazo a otros nuevos monumentos a Manas, manaschy (los que recitan la Epopeya de Manas), y a los asesinados por la violencia del gobierno en 2002 y 2010. Bishkek también es famosa por ser una de las ciudades más verdes de Asia Central, con el Parque de Robles (Doboviy, Oak Park), el Bulevar Erkindik y el Parque de Panfilov como destinos populares en verano.