Artesanías Rusas y Antiguas Artesanías Tradicionales de Rusia

Artesanías Tradicionales de Rusia

Herrería

La artesanía antigua más popular en Rusia era la herrería. Los herreros forjaban instrumentos de trabajo, herramientas (palas de hierro, guadañas, cuchillos, sierras, candados) y armas (espadas, sables, cabezas de flechas, armaduras de cadenas y cascos).

Un trabajo independiente era el de la “herrería de oro”, es decir la joyería. Los maestros producían ingeniosas joyas, tales como amuletos de hierro, colgantes, hebillas, kolts y grivnas (antiguos pendientes y collares). Las joyas eran realizadas con una técnica granulada (un elemento era soldado con un diseño que constaba de un gran número de cuentas) y filigrana (se aplicaba un diseño con un fino cable soldado a una superficie de metal, donde luego se rellenaban los espacios con esmalte de colores). Por lo tanto, producían joyas de gran valor, realizadas con la técnica conocida como “plique-à-jour”, una técnica de esmaltado vítreo, típica de las joyas rusas. Esta técnica utilizada por los maestros joyeros rusos, era muy complicada y sus elementos gozaban de gran demanda en muchos países del mundo.

Cerámica

La cerámica se convirtió en un negocio completo un poco más tarde que la herrería. No fue sino hasta el siglo XI que la rueda de cerámica fue inventada. Junto con varios elementos para el hogar, los alfareros rusos de aquella época realizaban ladrillos.

Carpintería

La Rusia precristiana ya estaba familiarizada con el moldeado y el relieve, la cerámica y los bordados y dominaba las delicadas habilidades del esmaltado. Los artistas de Kievan eran expertos en el tallado en hueso, nielado, grabado en metal, azulejos decorados y trabajos con vidrio.

Si embargo, Rusia era más habilidosa con la carpintería. Edificios de madera, izbas (típicas viviendas de troncos de los campesinos), mansiones, puertas y puentes, murallas de fortalezas, así como también botes y utensilios para el hogar, eran generosamente decorados con tallados, los cuales le daban su apariencia.

Pintura Artística

Desde el tiempo inmemorable, Rusia era famosa por sus habilidades para la pintura y la porcelana. Diferentes escuelas, con diversas direcciones de estas artes tradicionales fueron establecidas y entre ellas encontramos a las siguientes:

Gzhel: porcelana con un estilo de pintura en azul sobre fondo blanco. Su nombre proviene de una localidad, cerca de Moscú. La cerámica ha existido allí desde el siglo XIV, y Gzhel es famoso y popular en todo el mundo por sus cerámicas.

Zhostovo: un estilo de pintura floral, también nombrado tras el pueblo cerca de Moscú, el cual utiliza pintura de óleo decorativa sobre bandejas de metal con un posterior laqueado, donde se retratan vívidas y coloridas flores y frutas pintadas sobre un fondo negro.

Palekh: constaba de pintura de miniaturas, nombrada tras un distrito en el centro de la región en Ivanovo, y se basaba en pintura aplicada sobre elementos barnizados, hechos de papel maché. Cajas de madera y arcones con personajes de la literatura, populares, históricos y religiosos, pintados en vívidos colores sobre un fondo negro. El arte de la pintura de miniaturas de Palekh, data del siglo XV. Inicialmente los artistas de Palekh estaban encargados de realizar pinturas de íconos.

Esta antigua técnica de pintura se ha ido pasando de generación en generación.

Khokhloma: basa sus trabajos en pintura sobre madera, un arte que cuenta con más de 300 años. Platos, saleros, sillas y estantes eran pintados con extravagantes flores de color escarlata. Su conocimiento es basa en laquear dos o tres veces los elementos pintados, para luego colocarlos en hornos templados. Como resultado, la laca se vuelve amarilla y los platos de madera pintados parecen una preciosa vajilla dorada.

Lubok: un tipo de impresión popular barato, que imprimía imágenes tradicionales rusas, realizadas mediante impresión en papel aplicada por un bloque de madera. Vendida en las ferias desde el siglo XVII hasta comienzos del siglo XX, esta popular impresión fue considerada uno de los más masivos artes de Rusia. Los temas de esta popular impresión eran bastante variados: iban desde religiosos y morales personajes de los tradicionales antiguos cuentos de hadas hasta personajes históricos y médicos. Normalmente estas impresiones contenían textos edificantes o jocosos, que narraban las costumbres y la vida cotidiana de esa época, conteniendo sabiduría y humor popular.

Artesanías en Tula

El samovar de Tula puede ser encontrado en cada rincón de Rusia y en las afueras. El samovar de Tula es conocido por haber aparecido tan temprano como en 1778. Hay alrededor de 200 tipos de samovares, de hecho, Tula tiene un museo samovar. Sin embargo, el principal souvenir ruso son las matrioshkas, una muñeca hueca de madera, pintada en vibrantes colores, la cual contiene pequeñas muñecas de diferentes tamaños que pueden ser apiladas unas dentro de las otras.