Convento Novodévichi, Moscú

Convento Novodévichi – el convento más suntuoso de Moscú

El Convento Novodévichi es uno de los hitos más significativos de Moscú luego del Kremlin. El estatus especial y la muy merecida reputación mundial del Convento Novodévichi se debe a la interesante historia de su creación, así como también a la huella dejada en la historia de Rusia. El convento está situado en el sudoeste de Moscú, en una especie de península, rodeada en sus tres lados por la franja del Río Moskva. El complejo del convento incluye 14 edificios entre los cuales se encuentran los edificios auxiliares y residenciales, un campanario e iglesias. Desde su concepción, el Convento Novodévichi ha sido uno de los lugares más famosos entre las iglesias de Moscú. Fue fundado en 1524 durante el gobierno de Vasili II. La razón de su construcción fue la liberación de Smolensk de los agresores lituanos. En este sentido, el convento contaba con un segundo nombre, la Virgen Smolensk. El nombre Smolensk fue también dado a la catedral principal del Convento de Novodévichi. Esta monumental catedral de cinco domos fue levantada en los años 1524-1525 en honor al Ícono de Smolensk de la Madre de Dios. El templo es notable por sus pinturas de los siglos XVI-XVII, el iconostasio tallado de cinco niveles e íconos raros del siglo XVII.

Convento Novodévichi, Moscú Convento Novodévichi, Moscú Convento Novodévichi, Moscú

Es sabido que el Convento Novodévichi, siendo el más rico de Moscú, posee un vasto territorio. Las monjas del convento, como regla, eran de la esfera más alta de la nobleza. Durante los siglos XVI-XVIII el convento se convirtió en arena de la vida política de Rusia, donde mujeres de familias reales tomaban sus hábitos. Detrás de las paredes de este convento vivió la nuera de Iván el Terrible, Elena Sheremeteva (hija del príncipe Iván). En 1598, tras la muerte del zar Fyodor Ivanovich, su viuda Tsarina Irina Godunova tomó sus hábitos allí. Boris Godunov, su hermano, también se convirtió en monje. Fue allí donde los boyardos llegaron para rogarle a Boris Godunov que tome su reinado y donde fue coronado. Desde 1610 el convento se convirtió en hogar de su hermana, Xenia y el 1689 fue la prisión de la Princesa Sofía, hermana de Pedro I, quien fue privada del poder. Más tarde, sus hermanas Catalina, María y Fedosya, así como también la primera esposa de Pedro I, Evdokia Lopuchina, fueron encarceladas allí.

Convento Novodévichi, Moscú Convento Novodévichi, Moscú Convento Novodévichi, Moscú

Fue la princesa Sofía quien durante su reinado comenzó la construcción de los edificios principales del convento, el refectorio con la Iglesia de la Asunción (1685-1687), la entrada de la Iglesia de la Protección de la Virgen y la Transfiguración del Señor. Ambos templos fueron construidos en Moscú en estilo barroco, y se distinguen por la riqueza de su acabado de piedra blanca. Los templos adyacentes son las Casas Mariinski y Lopukhinsky (finalizadas en 1688). En 1690 se levantó la increíblemente hermosa torre de varios pisos del campanario del convento. Fue llamado “el más prominente de todos los campanarios de Moscú”. Los abundantes lazos de piedra blanca que cubren las paredes del campanario de abajo hacia arriba, le confieren una sorprendente ligereza. Bajo el reinado de la Princesa Sofía se brindó especial importancia a las paredes y torres del convento. A fin de no parecer demasiado oscos, recibieron la decoración en forma de talla de piedra calada y tonalidad multicolor.

Convento Novodévichi, Moscú Convento Novodévichi, Moscú Convento Novodévichi, Moscú

A finales del siglo XVII se completó la formación del complejo arquitectónico existente del Convento de Novodévichi. Testimonio de su defensivo pasado son sus poderosas paredes monolíticas, sus 12 torres y las paredes con fisuras. Durante la guerra de 1812, Novodévichi fue capturado por los franceses y utilizado como lugar de almacenaje de las provisiones del ejército. Para reforzar el convento, se realizó una pared interna y la Iglesia de Juan al Bautista fue demolida. Es sabido que antes de huir de la capital, los franceses intentaron volar el convento, pero las monjas lograron apagar las mechas que conducían al barril de pólvora y el convento fue salvado. El convento dejó de existir en 1922 y en 1930 albergó el Museo Estatal de Historia.

La vida monástica en el convento reinició en 1994 y desde 1995 en feriados eclesiásticos, la Catedral Smolensk se ha convertido en el lugar de los servicios de la iglesia. En 2004 cuando el Convento Novodévichi celebró su aniversario 480, su complejo arquitectónico fue incluido en la lista de legado cultural y natural de la UNESCO.

Cerca del convento se encuentra el Cementerio Novodévichi, lugar de entierro de muchas grandes figuras de la ciencia y el arte como Nikolai Gogol, Anton Chekhov, Mikhail Bulgakov, Mayakovsky, S. Marshak, F. Shaliapin, S. Prokofiev, Shostakovich, Vernadsky, Khrushchev y A.N. Tupolev entre otros.